Cambiemos juntó a todo el espectro y pidió no avanzar con el Bersa

Legisladores nacionales, provinciales e intendentes de Cambiemos enviaron una nota al gobernador Gustavo Bordet en la que le solicitan que no acepte la oferta que presentó el Bersa para seguir siendo el agente financiero de la provincia. “Es el peor negocio que se puede hacer: no le sirve ni al Estado ni a los clientes, que hace años vienen padeciendo el pésimo servicio de este banco. “Gobernador, esperemos que reflexione y actúe pensando en sus representados, no en los intereses de un grupo millonario”, dice el texto al que tuvo acceso Página Política.

La alianza opositora se jactó de haber advertido lo que finalmente sucedió: “La licitación a la que llamó el gobierno provincial para definir su agente financiero estuvo hecha a medida del Nuevo Banco de Entre Ríos S.A. y ese es el motivo por el que fue el único que presentó una oferta”.

Y agregaron: “El gobierno provincial va a comprometer a cuatro gestiones de gobierno al firmar un contrato por 15 años con un banco que abrirá tres sucursales, colocará dos cajeros por año y solo se limitará a seguir expandiendo los Entre Ríos Servicios”.

Más adelante, Cambiemos en su conjunto afirmó que “es un negocio redondo para el banco, que se presenta a la licitación sabiendo que -con una escasa inversión- va a poder seguir aprovechándose de las ventajas que le continúa dando el gobierno provincial a costa del perjuicio de las propias arcas financieras y del sometimiento de los entrerrianos, sobre todo de los jubilados, a una atención deplorable por parte del banco”.

“No hay entrerriano que no se queje del servicio del banco: tienen que hacer eternas colas porque hay pocos cajeros, que incluso muchas veces no tienen dinero ni papel. Los empleados son cada vez menos, los servicios telefónicos no responden y son numerosos los vecinos que tienen que trasladarse a otra ciudad porque en su pueblo siguen sin colocar el cajero que prometieron hace años”, lamentaron desde el frente opositor.

También apuntaron contra la proliferación de los Entre Ríos Servicios, “una artimaña del Bersa que tiene como fin sacarse empleados y responsabilidades de encima, pero a la vez seguir cobrando”.

Puntualmente “la oferta que se hace propone la apertura de 52 Entre Ríos Servicios en Comunas, pero no dice que con esta decisión de seguir incentivando la tercerización del cobro de impuestos, el banco sólo busca garantizar sus ganancias y transferir los gastos”, advirtieron. Para graficar pusieron un ejemplo: “Por el pago de una boleta de cuatro mil pesos el banco se queda con 40 pesos y le da un peso a Entre Ríos Servicios, que tiene que poner los empleados, llevar el dinero al banco y eventualmente contratar a alguien en seguridad. Si una comuna quiere tener un Entre Ríos Servicios deberá hacerse cargo de todo esto, mientras que el banco se llevará las ganancias”.

Otra de las críticas de Cambiemos es que la entidad bancaria no ha tenido hasta el momento -ni tampoco presenta en la nueva oferta- “un compromiso serio con el desarrollo provincial, ya que no otorga beneficios a los sectores productivos, a los que invierten y generan empleo genuino en Entre Ríos”.

También cuestionaron “la decisión del Ministerio de Economía de la provincia de no haber aplicado en esta década y media de vigencia del contrato ninguna sanción a la entidad crediticia, a pesar del deficiente servicio que presta y de los incumplimientos recurrentes en los que cae”.

El espejo de Santa Fe

Al comparar el contrato que la entidad crediticia tiene con Santa Fe, dijeron que “es sustancialmente diferente”: es de 5 años con opción a 5 más, mientras que acá es de 10 con opción a otros 5; el banco cobra por la coparticipación que la provincia recibe, mientras que en Santa Fe no; también cobra por el pago de salarios, pero en la vecina provincia no sucede así; en Entre Ríos todos los depósitos judiciales los tiene el banco, allá la mitad son del Banco Municipal de Rosario. “Nosotros le entregamos una clientela cautiva de más de 150 mil clientes y el Instituto del Seguro no le puede vender un solo seguro”, agregaron los abajo firmantes de documento.

“Hace años que el banco viene exprimiendo al Estado y a los entrerrianos. Ahora se termina el contrato más importante que tiene la provincia y consideramos que es una oportunidad única para barajar, dar de nuevo e imponer nuevas condiciones que esta vez sean beneficiosas para la provincia”, manifestaron desde Cambiemos.

“Señor gobernador Gustavo Bordet, consideramos que usted y su equipo tienen la suficiente inteligencia como para darse cuenta que este es el peor contrato que puede firmar. Tal es así que ni a los dirigentes del oficialismo les da la cara para salir en su defensa. Usted, como representante del Estado, debería ponerse la camiseta de todos los entrerrianos y dar por fracasada la licitación. Esperemos que reflexione y actúe pensando en sus representados, no en los intereses de un grupo millonario”, le pidieron.

El texto lo firman el interbloque de diputados provinciales, de senadores, diputados y senadores nacionales y el Foro de Intendentes de Cambiemos.